Otro agonico empate de San Lorenzo

En palabras del entrenador

“Los cinco minutos no eran lógicos. El juez creyó que era así, lo pagamos con el gol. Si hubiera dado tres minutos, no hubiera tirado el córner”

¿Y esta sería una justificación?
Lo siento pero no me vale, tal vez si en vez de 5 minutos hubieran sido 3 (como dice Caruso) no habría habido empate y tal vez si el Ciclon hubiera sido capaz de aprovechar aunque solo una de las ocasiones que hubo para poner el segundo gol ahora no estaríamos aquí lamentando los dos puntos perdidos.
A decir la verdad lo que he visto yo ha sido un equipo que sigue teniendo muy pocas ideas y además muy confusas, un equipo pobre, medio perdido, que balbucea y se equivoca muy a menudo, en resumen: puede que no mereciera empatar pero tampoco ganar.
Una vez más esto plantel demostró que en realidad no tiene gana de pelear en serio, todos menos Buffarini a quien banco por completo.
Decir que “a San Lorenzo no lo ayuda nadie” puede que sea verdad pero me parece una mala justificación: si un equipo juega bien no necesita ninguna ayuda, esa es la única verdad.
Ya va siendo hora de dejarnos de tonterías y boludeces, de quejas inútiles y de recriminaciones sin sentido, yo ya lo he dejado hace mucho.

Esto equipo no merece permanecer en primera, lo digo con el corazón roto pero lo digo, amo demasiado el San Lorenzo como para esconderme la verdad y la verdad, por mucho que duela decirlo, es que no hay entrenador que tenga (bueno o malo que sea) cuando un equipo juega como ya desde demasiado tiempo va haciendo el San Lorenzo, no hay remedio ni perdón y solo merece retroceder.
Soy y seguiré siendo Cuerva hasta la medula, permanezcamos en primera o bajamos en segunda esto no va a cambiar, pero respeto demasiado el Ciclon y le llevo demasiado amor para decir algo diferente.
Lo siento con toda mi alma, es una herida profunda que me duele muchísimo, tengo una enorme gana de llorar, pero así es y así seguirá siendo hasta que todo el plantel, y no solo uno o dos jugadores, no decidirá cambiar el rumbo y ponerse las pilas.
¿Si puede pasar? ¡Claro que sí! Solo hace falta la voluntad y un poquito, muy poco, de gana de pelear desde el primer minuto hasta el último.
Suerte Ciclón y a seguir peleando… si es que podéis y, sobre todo, si es que queréis.
Y siempre
¡¡¡Aguante Ciclón!!!

PS.A ver ahora que va que decir Viggo, el que siempre encuentra algo positivo para decir y que nunca perdió la esperanza: sinceramente yo por esto torneo la he perdida, desearía creerlo pero ya no tengo fe.

Annunci